Home - Latinas Destacadas - Leticia Tonos Paniagua

Leticia Tonos Paniagua

Leticia Tonos Paniagua

Nace en Santo Domingo, República Dominicana. Es graduada de Arte Publicitario en  APEC. Posee una maestría en Comunicación de la Universidad Internacional de Andalucía y un diploma en Cinematografía de The London Film School.

Comienza  como asistente de producción de la compañía Chea Films. Trabaja en la producción de comerciales y largometrajes a nivel nacional e internacional.  Es una de los fundadores y miembro del Consejo Directivo de la Asociación Dominicana de Profesionales de la Industria del Cine (ADOCINE). Actualmente es presidente de Producciones Línea Espiral, S. A.

Dentro de sus trabajos en el área de la producción están: Azúcar Amargo (1994), En busca de un sueño  (1996), Crisis in Havana,  (2000), Perico Ripiao,  (2003), Lost City, (2004), y otras más.

FILMOGRAFÍA: 1997: Ysrael (cm); 2007: Quiero servir (cm); 2011: La hija natural; 2013: Cristo Rey.

Entrevista.

A pesar de que la industria del cine local está dominada por hombres, Leticia Tonos ha logrado posicionarse de manera exitosa. Este 25 de diciembre llegará a las salas de cine del país con ‘Cristo Rey’, su segunda producción cinematográfica, una historia de drama, romance y causa social.

¿Cómo nace tu inquietud por el cine?

Desde pequeña me gustaba mucho crear, hacía obras de teatro en mi casa, pintaba, hacía fotografíaba y bailaba, entonces, el cine vino de manera natural porque es una combinación de todas esas cosas que me gustaban, digamos que es el oficio que va más con mi personalidad.

¿Será posible verte delante de las cámaras?

En la universidad lo hice con mi maestra Germana Quintana e hice un taller de actuación con Manuel Chapuzón. Esas son mis dos experiencias en el teatro y fue algo mágico. Aunque me gusta estar detrás de las cámaras, si algún día me toca actuar espero que sea en el teatro.

¿Qué te caracteriza como directora cinematográfica?

Mi interés con los temas de identidad, porque en ‘La hija natural’ trato un tema de una joven que quiere saber de dónde viene y hacia dónde va. Ahora con ‘Cristo Rey’ quiero que el dominicano logre conocer su realidad y que aprenda a lidiar con la situación haitiana. Quiero seguir tratando temas de identidad, que ese sea mi sello como directora.

¿Por qué relatar tu segunda historia desde Cristo Rey?

Quería hacer la historia en un sector popular de Santo Domingo. Cristo Rey es un barrio que conozco bien porque de niña visitaba mucho a mi abuela que vivía allá. Además, tiene una característica muy especial porque es un barrio de donde salen deportistas, políticos y líderes, pero también hay mucha delincuencia; entonces Cristo Rey me daba un abanico de posibilidades interesante para realizar una película.

Duraste meses en Cristo Rey escribiendo y grabando…

Visité Cristo Rey desde que empecé a trabajar con el guión. A veces iba sola, otras veces con Alejandro Andújar -quien escribió el guión conmigo- nos metíamos en los callejones, hablábamos con la gente, fuimos parte de este barrio. Fue un proceso muy bonito porque obtuvimos mucha información.

¿Qué tal la experiencia de conocer esa realidad?

Para mí conocer la realidad de Cristo Rey me ayudó a tomar conciencia de lo que se vive en ese barrio, porque no es lo mismo leerlo en los periódicos o verlo en televisión que vivirlo.

¿Además de ser una historia de drama y romance, es también una denuncia social?

Yo no diría que es una denuncia porque implica un juicio que no me gusta; más bien presenta un tema social de la inmigración haitiana y de la realidad de un barrio de Santo Domingo, y lo presentamos para crear conciencia y motivar las soluciones.

Pero también es una historia romántica. Dices que es la versión dominicana de “Romeo y Julieta”…

Me encantan las historias clásicas porque son una base súper fuerte para tratar temas de la actualidad. Un día conversando con Sergio Gobi, el productor de la película, surgió la idea de contar la historia a través del clásico de ‘Romeo y Julieta’, y funcionó muy bien porque tienes a un haitiano y una dominicana que se enamoran.

Tienes un equipo internacional delante y detrás de las cámaras…

‘Cristo Rey’ es una coproducción Domínico-Franco-Alemana. En esos esquemas de coproducción hay que utilizar tanto los actores como el equipo técnico de esos tres países, y eso permitió que se diera una combinación chulísima porque elegimos lo mejor de cada país. La directora de fotografía es la italiana Kika Húngaro; el productor es el italiano Sergio Gobi que tiene su compañía en Francia; la directora de arte es la dominicana Yissel Madera; la editora Angélica Salvador es cubana; y así conformamos un equipo muy preparado. Entre los actores, contamos con James Saintl, que es haitiano; un joven talentosísimo. Los otros protagonistas son Akari Endo, que hace el papel de Yoselin y Yasser Michelén, que interpreta a Rudy.

¿Cómo has costeado dos películas con un contenido diferente al que estamos acostumbrados?

‘La hija natural’, que fue la primera, fue un poco más difícil, porque no me conocían como directora. A mí me han beneficiado los fondos de ayuda que apoyan la industria del cine. Con ‘La hija natural’ fue el programa IberMedia y ahora con ‘Cristo Rey’ fue el fondo ACP de la Unión Europea.

Eres una de las pocas, por no decir la única mujer involucrada en la dirección de cine, ¿qué representa ese reto para ti?

Es un reto y una responsabilidad no solo como mujer sino también como dominicana porque yo soy muy patriota y una de mis metas es que mis películas lleguen a todas partes; y no se trata de hacer una promoción turística diciendo que todo aquí está bien, porque la audiencia no es tan tonta, sino hacer un retrato de nuestra realidad de lo bueno y lo que necesita ser mejor. Como mujer tengo retos diarios, sobre todo con algunos hombres que les cuesta ser dirigidos por una mujer, pero poco a poco vamos trabajando eso.

Fuiste preseleccionada con ‘La hija natural’ a los premios Oscar, ¿cuál fue tu primera reacción al enterarte?

Cuando me lo dijeron yo estaba en Puerto Rico y no me lo creía. Fue una película que grabamos con pocos recursos y jamás pensé que llegaríamos tan lejos.

¿Qué expectativas tienes con la película?

Me gustaría que el público dominicano se interese en ir a verla porque es una película urbana y diferente. La otra meta es lograr destacarnos en los festivales en los que la llevemos. Ya estamos muy contentos porque la presentamos en Toronto y nos fue súper bien. Otra de mis expectativas es que la película sirva para llamar la atención del gobierno para trabajar las necesidades del barrio. Al estar allí nos dimos cuenta que Cristo Rey es un barrio lleno de gente trabajadora en espera de oportunidades. Ojalá la película sea el inicio de un cambio para ellos.

Déjanos tu comentario

Tu dirección de email no será publicada. Required fields are marked *

*