Home - Latinas Destacadas - María Auxiliadora Álvarez.

María Auxiliadora Álvarez.

María Auxiliadora Álvarez:, (Caracas, 1956).

Poeta, traductora, artista plástico. Estudió Letras Hispánicas en EstadosUnidos y Artes Plásticas en Colombia y Venezuela.

Ha dado clases en varias universidades norteamericanas y en México. Ha hecho crítica literaria y cultural, y expuesto en diferentes ocasiones su trabajo plástico. Es miembro del Consejo de Latin American Studies Association (Sección Venezuela).

Actualmente es profesora de literatura en Miami University (Ohio, Estados Unidos).

Su obra poética se da a conocer en España “primero a través de la antología Diez de ultramar, de Ramón Cote, que publicara Visor, y después por los poemas recogidos en Las ínsulas extrañas” (Fidalgo).

Entre algunos reconocimientos obtenidos, tenemos: el Premio de Poesía del Consejo Municipal de Cali (1974), el Premio Fundarte de Poesía (Caracas, 1990), y el Internacional Award María Pia Gratton (USA, 1999).
Obras publicadas: Mis pies en el origen (1978), Cuerpo (1985), Ca(z)a (1990), Inmóvil (1996), Pompeya (2003), El eterno aprendiz y Resplandor (2006), Las nadas y las noches. Antología (que reúne casi toda la obra poética de Álvarez, 2009), Lugar de pasaje (Antología, 2009), Paréntesis del estupor (2009).

María Auxiliadora Álvarez es, probablemente, la poeta venezolana más conocida en Latinoamérica y en España.

El hecho de que viva, desde hace varios años en los Estados Unidos y su relación con México tal vez ha influido en ello, aparte, por supuesto, de su evidente calidad poética y la temática que aborda.

Ha traducido a los poetas portugueses António Ramos Rosa, Eugénio de Andrade, António Osório, Herberto Helder, y a la poeta norteamericana Elaine Fowler Palencia.

Siempre en tránsito, cifrando y descifrando, interrogando y respondiendo, María Auxiliadora Alvarez ha sido capaz de darle intimidad al pensar del poema, desde esa ética rigurosa de decir sólo lo suficiente. Poesía de la reconciliación, del estremecimiento de reconocer la gracia y el horror del mundo varias veces dividido entre fronteras y distancias, esta amplia muestra de su obra es, según Julio Ortega, la expresión de su fe en un presente compartido, en un peregrinaje acompañado.

Déjanos tu comentario

Tu dirección de email no será publicada. Required fields are marked *

*